Mon compte

Mot de passe :

Actualités
Retrouvez nos intégrations scolaires de courte et longue durée en Europe, au Canada, aux Etats-Unis, en Australie et en Nouvelle-Zélande !
Nouveauté : séjour High School Experience en Australie !
Retrouvez-nous sur notre page Facebook et suivez toute notre actualité

Voir toutes les dépêches

» » » Para que tu estancia sea un éxito


Description

PARA QUE TU ESTANCIA SEA UN ÉXITO


ELECCIÓN DE LA ESTANCIA


Es crucial. Se recomienda ser previsor y dedicarle tiempo.

 

Antes de decidirse, os aconsejamos especialmente:

  • Hablar largo y tendido del proyecto con vuestro hijo, mucho antes de la salida
  • Evaluar su motivación e interés en el proyecto. Algunos jóvenes solicitan y tienen realmente ganas de salir al extranjero. Si es el caso de vuestro hijo, la elección de la estancia os será fácil. Si Vd. le propone hacer una estancia lingüística, será preciso presentarle bien los beneficios que podrá sacar, sin omitir que deberá hacer esfuerzos! Si notáis que vuestro hijo no está dispuesto o no tiene ganas de salir, os aconsejaríamos de no inscribirle. Dejad el proyecto para el año siguiente: habrá madurado, y quizás si sus amigos han efectuado una estancia en el extranjero, la idea de partir le cautivará.
  • Acordar con él los objetivos: sacar provecho de los conocimientos adquiridos en el curso, descubrir un nuevo entorno,   practicar el idioma de manera intensiva con vistas a un examen o una puesta a nivel, aliar vacaciones y práctica de la lengua extranjera, etc.
  • decidir la fórmula de estancia, con vuestro hijo, teniendo en cuenta:

a) su personalidad: un niño tímido o reservado corre el riesgo de aburrirse y replegarse sobre sí mismo en caso de una inmersión total. Si vuestro hijo prefiere evolucionar  dentro de un grupo, privilegie estancias donde encuentre jóvenes de su edad.

b) sus centros de interés : si vuestro hijo practica regularmente una o varias actividades durante el curso escolar, preferid una fórmula “Clásica” (con clases y actividades en grupo) o bien a  ¨Tema¨ (con una actividad específica o un deporte que le gusta).

 

Una vez hecha la elección, tomaros algunos días de reflexión antes de completar el formulario de inscripción con vuestro hijo.

 

En todos los casos para una primera estancia en el extranjero y para los más jóvenes, os recomendamos altamente una estancia tipo “Clásica” con clases y actvidades en grupo).

Hay que tener en cuenta el hecho de que el niño será sacado de la célula familiar y de sus costumbres. Deberá integrarse solo en el seno de un nuevo entorno: una familia desconocida, reglas de vida distintas, una ciudad por descubrir, la obligación de expresarse en una lengua que no domina, esfuerzos de atención para comunicarse. Encontrarse con un adulto de su habla a quién pueda pedir consejo, con el que pueda discutir o compartir su experiencia con otros jóvenes le permitirán despejar su sentimiento de inquietud bien comprensible, adaptarse mucho más rápidamente al nuevo entorno y aprovechar plenamente de su estancia.

 

La estancia “Clásica” es una excelente experiencia para evolucionar hacia las estancias de tipo “inmersión”.

 

Para ayudaros a escoger mejor la estancia que os conviene E.D.I. clasifica sus estancias en 5 grados de inmersión en la lengua para una lectura fácil:

 

1 =Muy débil (presencia de españoles 24h/24)

2 =Débil (curso y actividades entre españoles)

3 =Media (curso y actividades con jóvenes de distintas nacionalidades, pero posible presencia de españoles. En U.S.A., inmersión con interacciones entre españoles).

4 =Buena (inmersión con curso o actividades algunas veces con presencia de otros españoles).

5 =Excelente (sin presencia de otros españoles).

 

Importante: las estancias 4 y 5 necesitan una integración personal del joven.

Algunas estancias pueden situarse entre 2 baremos. Ex. acogida de 2 españoles por familia para los participantes más jóvenes.

Esta clasificación se da a título indicativo y es variable en función de las condiciones específicas (fechas de la estancia, destinos, acuerdo entre el joven y su familia de acogida etc.).

 


LA PREPARACIÓN DE LA ESTANCIA


 

Residir en el extranjero implica la confrontación a una cultura distinta y un cambio notable en los hábitos. Con la finalidad de facilitar su adaptación al contexto local, es necesario prepararse bien antes de la salida.

 

Animad a vuestro hijo a:

  • tener el espíritu abierto
  • abandonar las ideas preconcebidas.
  • aceptar vivir de otra manera.

Deberá adaptarse a una forma de vida distinta a la suya, especialmente a nivel:

  • de hábitos alimentarios (comidas, horario de comidas)
  • de reglas de vida, que deberá seguir como estén establecidas en  la familia de acogida.
  • de la composición de la familia de acogida.
  • del alojamiento que no será una copia de vuestra casa o de vuestro apartamento. No encontrará “su” habitación y deberá quizás compartirla con otro joven extranjero.
  • de los transportes públicos que quizás deberá utilizar. Deberá informarse bien por la familia de acogida de las paradas, líneas y horarios.

 

Recordadle que las fórmulas de cortesía son internacionales y que una cara  sonriente es siempre apreciada.

 

Es esencial que vuestro hijo tenga consciencia que deberá:

  • hacer esfuerzos para comunicarse con los miembros de la familia de acogida.
  • participar en las tareas cotidianas
  • participar en las actividades que le serán propuestas por la familia.

 

Os invitamos a informaros bien sobre el país de acogida. En Inglaterra un té propuesto a las 18h podrá ser la comida de la tarde. En pleno verano, una familia del sur de Francia, no saldrá en lo más cálido de la jornada, entre las 14 y 17h. A menos que lo pidáis, el agua que os será servida en Alemania, será con gas!

 


LA  ESTANCIA


 

Alejado de su entorno familiar y de sus costumbres habituales, puede que  vuestro hijo se añore al principio de su estancia. Hay siempre un periodo de adaptación en función de la personalidad de los jóvenes.

 

Si es esencial animar a vuestro hijo estos días, debéis demostrarle confianza y evitar las llamadas telefónicas repetidas: ellas pueden retardar la integración a su nuevo entorno. En cualquier caso, el mejor consejo es sugerir a vuestro hijo comentarlo con el acompañante del grupo o el responsable local.

 

Sin embargo, si notáis que el malestar persiste, podéis contactar directamente con el representante de E.D.I in situ. En efecto, el acompañante podrá hablar inmediatamente con vuestro hijo, verlo, hablar con su familia de acogida y evaluar la situación para actuar lo mejor posible.

 

En el caso de una estancia en familia, nos gustaría llamar su atención sobre los siguientes 4 puntos:

  • No siempre garantizamos la presencia de niños o jóvenes en la familia de acogida (salvo que esté claramente indicado en la solicitud).
  • El nivel social, la composición, la religión y el origen étnico no forman parte de los criterios de elección de las familias de acogida.
  • Las familias de acogida habitan muy raramente en el centro de la ciudad, suelen vivir en la periferia o en el campo, en casa individual o en apartamento.
  • La presencia de todos los miembros de la familia de acogida indicados en la “ficha familia” no está garantizada durante la estancia.

 

El éxito de una estancia se basa en la apertura, la preparación, el deseo de adaptarse a otra cultura y representa un enriquecimiento personal, cultural y lingüístico inigualable.

Retour en haut